5 formas fáciles de promocionar tu sitio web y hacer crecer tu negocio

Búsquedas, redes sociales, correo electrónico y otras ideas para atraer a los visitantes a tu sitio web.

¿Estás listo para lanzar tu negocio en línea? Ahora puedes vender tus productos o hacer reservas directamente desde tu sitio con las soluciones de comercio de Mailchimp. Además, nuestras funciones de marketing integradas te ayudan a impulsar las ventas y a hacer crecer tu negocio.

En el mundo actual, crear un sitio web es uno de los pasos más importantes para lograr el éxito en una pequeña empresa. Es la base necesaria para construir una presencia en Internet y hacer crecer tu negocio.

Cuando la gente visita tu sitio, puedes obtener más información sobre ellos y convertirlos en promotores, socios o clientes. Si te ocurre alguna de estas cosas, será un triunfo. Ahora bien, ¿cómo conseguir visitantes para tu sitio web?

Usando la plataforma todo en uno de marketing digital de Mailchimp, puedes promocionar tu sitio web a través de todos tus canales de marketing. Prueba estos cinco enfoques para atraer tráfico al sitio.

1. Optimiza tu sitio web para búsquedas orgánicas

Muchas relaciones comerciales se crean después de que alguien escriba una palabra o frase en un motor de búsqueda para encontrar un sitio web. Así es como funciona una búsqueda orgánica. Cuando conoces los términos de búsqueda que usa la gente actualmente para encontrar tu sitio web, es más fácil llegar a más visitantes.

Estos términos pueden ser específicos para ti, como una marca o un nombre de producto. O bien, pueden ser atributos o beneficios como "totalmente natural", "envío gratuito" o cualquier otra cosa que te diferencie.

En Google Analytics, puedes ver qué términos han utilizado los visitantes de tu sitio web en el pasado y usar esas palabras clave para ayudarte a optimizar el contenido de tu sitio web. También puede resultar instructivo echar un vistazo a los términos que usa tu competencia en sus sitios web, en las redes sociales o en los correos electrónicos.

"Las palabras clave en las que te centres deben ser las palabras habituales que usaría una persona", comenta Ellie Eberly, asociado de marketing de producto en Mailchimp. "Piensa en cómo describiría tu cliente tu negocio y en lo que ofreces, en términos claros y simples. A continuación, asegúrate de que esas palabras se utilizan en tu sitio web”.

Google Search Console es otra herramienta gratuita que puedes utilizar para ver con qué frecuencia aparece tu sitio web en los resultados de búsqueda, qué términos de búsqueda atraen a más visitantes y cuántas personas hacen clic en tu sitio en los resultados de búsqueda.

Haz esto y estarás en el buen camino para lograr una buena optimización del motor de búsqueda (SEO). Estos consejos te pueden ayudar a hacer tu trabajo lo mejor posible.

  • Haz que tu sitio web sea fácil de encontrar. Asegúrate de que tu sitio cuenta con descripciones detalladas de tus ofertas y de sus ventajas, para que los motores de búsqueda como Google y Bing puedan sacarlas a la superficie. Además, crea un título SEO descriptivo para tu sitio web. Esto se puede añadir a medida que construyes tu sitio web para añadir una forma más de que te encuentren.
  • Aprovecha el contenido de tu sitio web. Las publicaciones de blog, artículos, opiniones del público y otros tipos de contenido ayudan a mejorar tus clasificaciones de búsqueda y traer visitantes a tu sitio web.
  • Optimiza tus elementos visuales. Si bien los motores de búsqueda son mucho mejores indexando palabras que elementos visuales, las imágenes y los vídeos pueden ayudarte a mejorar tu posicionamiento en Google si están optimizados para verse en dispositivos móviles. Y asegúrate de que cada imagen incluya un breve texto alternativo que la describa, para brindar al motor de búsqueda una alternativa de texto que interpretar.

2. Da la bienvenida a los visitantes con una página de destino específica

Dirigir a un visitante de un sitio web a una página de destino que muestra lo que le interesa, ayuda a que interactúen con tu sitio web y, en última instancia, con tu empresa. Utiliza los datos del público para crear páginas que resalten el contenido adaptado a las prioridades de los visitantes del sitio web. Puede tratarse de una promoción especial basada en las publicaciones que ha leído alguien, o información sobre las nuevas características de un producto sobre el que ha estado investigando.

Puedes crear este mensaje personalizado en tu marketing actual creando etiquetas para tus contactos. Una etiqueta es una identificación de un contacto que puede informar del contenido que proporcionas cuando te visita, para asegurarte de que es relevante.

Si creas una página de destino con un formulario de suscripción, puedes crear una etiqueta para esa página, para que todos los que se incorporen a tu público estén etiquetados para futuras publicaciones personalizadas por correo electrónico. Las etiquetas te ayudan a enviar fácilmente correos electrónicos específicos, desde correos electrónicos de bienvenida automatizados para los nuevos suscriptores, hasta una serie de campañas que resalten los enlaces al contenido en tu sitio web.

3. Promociona tu sitio con anuncios digitales

Los has visto por todo Internet: anuncios que promocionan de todo, desde cursos en línea a gafas de sol y mucho más. Esos anuncios se denominan anuncios digitales o banners y están diseñados para atraer tráfico a un sitio web o a una página de destino específica para la campaña. Aunque nunca hayas hecho clic en una de ellas, funcionan porque se pueden colocar en sitios web o blogs que atraen a un público específico, como los amantes del bricolaje o de la naturaleza.

En sitios web como Facebook o en aplicaciones como Instagram, los anuncios digitales se pueden dirigir a grupos sumamente específicos, clasificados según factores como la edad, el sexo, los intereses o el nivel educativo. Los datos que tienes sobre la actividad de los visitantes en tu sitio web, como qué páginas o productos han visto, y cuándo los han mirado, te pueden ayudar a construir y administrar fácilmente anuncios, para dirigirte a las personas que están en el mercado buscando algo que tú ofreces.

Es posible que quieras un consultor o una agencia para que te ayuden con cosas como la estrategia de medios de pago y dónde colocar tus anuncios, cuánto tiempo tenerlos activos, qué tipo de resultados esperar de una campaña y cómo mejorar tu rendimiento a largo plazo.

4. Dirige el tráfico a tu web mediante el correo electrónico

Una forma verificada y real de generar tráfico es a través del correo electrónico. El correo electrónico puede ser una potente herramienta de orientación para informar a tu público y dirigir a otras personas a páginas específicas de tu sitio web. Hay dos formas principales de crear promociones por correo electrónico.

  • Los boletines informativos por correo electrónico pueden mostrar información útil y promociones, como ventas o eventos. Pueden dirigir a los miembros de tu público a tu sitio web para leer un artículo o aprovechar una oferta. Si bien estas puede que no te traigan muchos visitantes nuevos, pueden ser una buena manera de generar visitas y ventas de tu mejor público: el formado por los que ya te conocen.
  • Los correos electrónicos promocionales pueden destacar ventas o eventos específicos. Por ejemplo, puedes promocionar una degustación de vinos o un mercadillo en tu tienda, o un nuevo video que hayas publicado.

En ambos casos, puedes segmentar tu público de correo electrónico en función de los datos, para enviar versiones personalizadas de tu boletín o hacer ofertas a los segmentos más receptivos.

"Lo más importante del correo electrónico es que estás hablando con la gente que quiere saber de ti", dice Sean Fletcher, director de marketing de producto en Mailchimp. "Y no tienes que hacer lo mismo con todo el mundo, porque tienes acceso a los datos que te permiten enviar contenido personalizado que sea relevante para cada persona. Digamos que alguien compró tus zapatos recientemente. Puedes crear un segmento según su historial de compra y enviarle campañas de correo electrónico con tus últimos diseños de calzado.

5. Interactúa con tu público en las redes sociales

Puede que estés utilizando las redes sociales para publicar el mismo tipo de contenido que alojas en tu sitio web, como artículos, fotos o promociones. ¿Sabías que, además de amplificar tu mensaje, las redes sociales pueden impulsar el tráfico hacia tu sitio web? Por ejemplo, si tu sitio web admite e-commerce, puedes promocionar una oferta en las redes sociales y dirigir el tráfico a ella.

Una clave está en seleccionar el canal social que mejor funcione para tu mensaje y que puedas gestionar eficazmente. Esto variará en función del modelo de negocio y del público al que desees dirigirte. Por ejemplo, Linkedin es una buena opción si deseas promocionar un blog o un seminario web a un público profesional, mientras que Instagram es más para elementos visuales, como imágenes de productos.

"Puedes probar a ver dónde obtienes más visibilidad y eso te ayudará a ver dónde debes dedicar tiempo y recursos", explica Jon Holbrook, director de marketing de producto en Mailchimp.

Al crear y mantener tu sitio web en Mailchimp, puedes utilizar fácilmente ese contenido en tus publicaciones en redes sociales, que también puedes crear y publicar en la plataforma.

Independientemente de dónde publiques, asegúrate de dirigir a los usuarios a las páginas específicas, para que haya una clara conexión entre lo que vieron en la publicación en redes sociales y el enlace en el que hacen clic, señala Jon. "Tu página de inicio está pensada para un público amplio, así que asegúrate de que tus páginas de destino sean más específicas".

Vale la pena el esfuerzo

Todo pequeño empresario está muy ocupado, pero sacar tiempo para promocionar tu sitio web es importante. "Puedes tener el mejor sitio web del mundo, pero si no diriges el tráfico a él, nadie sabrá lo buenos que son el sitio, y tu empresa", comenta Ellie. "Es una parte esencial del crecimiento de tu negocio, y te compensará".

Comparte este artículo