Ir al contenido principal

¡Hola! Los planes Standard y Essential disponen de prueba gratuita. Suscríbete gratis hoy mismo.

Cómo realizar una auditoría de contenidos de manera eficaz

Descubre cómo una auditoría de contenidos eficaz es necesaria para alcanzar tus metas de negocio. ¡Empieza a optimizar tu web hoy mismo!

Una auditoría de contenidos del sitio web analiza el contenido de tu sitio web para establecer qué contenido es útil y qué se puede eliminar. Se puede realizar una auditoría de contenidos SEO a nivel de superficie para comprobar qué páginas de tu sitio web son las más visitadas, pero también puede proporcionar información sobre qué contenido debe reescribirse o eliminarse.

Una auditoría de contenidos te muestra qué funciona, qué no es eficaz y las áreas en las que puedes mejorar. Una auditoría de contenidos es una parte crucial de cualquier estrategia de marketing de contenido y garantiza que tu contenido esté optimizado.

Si nunca realizas una auditoría de contenidos, nunca sabrás qué elementos de contenido están funcionando mejor en tu sitio web.

Por suerte, realizar una auditoría eficaz de contenidos no es tan complicado como se cree. Si bien puede ser un proceso que requiere mucho tiempo, también puedes utilizar una herramienta de auditoría de contenidos para simplificar la experiencia.

En este artículo hablaremos de cómo llevar a cabo una auditoría con éxito, de las ventajas de las auditorías de contenido y de mucho más. Sigue leyendo para obtener más información sobre cómo las auditorías de contenido pueden acercarte un paso más a los objetivos de tu empresa.

¿Qué es una auditoría de contenidos?

Una auditoría de contenidos analiza el contenido de tu sitio web y el rendimiento basado en las llegadas a las páginas de aterrizaje, el tiempo pasado en una página, la accesibilidad, las descargas y las conversiones. Una mirada en profundidad de tu contenido existente a través de una auditoría de contenidos del sitio web te permite identificar las áreas en las que estás sobresaliendo y las áreas en las que necesitas mejorar.

Puedes realizar una auditoría de contenidos de superficie, que solo analiza tus páginas de mejor y peor rendimiento, o puedes realizar una auditoría exhaustiva de todo el contenido de tu sitio web para analizar todo el sitio. También puedes optar por una auditoría más profunda del contenido del sitio web, en la que elijas contenido específico en el que centrarte para mejorar.

La elección es tuya. Empieza con un vistazo sencillo de cuáles son tus publicaciones de mejor rendimiento y evalúa el contenido para mayor claridad. El objetivo de una auditoría de contenidos es mejorar la calidad de tu contenido e identificar páginas de tu sitio web en las que puedas mejorar.

¿Cuál es el propósito de una auditoría de contenidos?

Una auditoría de contenidos tiene una serie de propósitos. Te permite mirar con nuevos ojos el contenido que produces y cómo funciona a través de diferentes análisis. Con una auditoría de contenidos, comprenderás mejor los objetivos de tu empresa y qué contenidos son más beneficiosos para su promoción.

Este tipo de auditoría te permite organizarte, reservar tiempo para determinar quién está a cargo de las actualizaciones y llevar el mantenimiento de tu contenido existente.

Invertir tiempo en una auditoría de contenidos, permite analizar el contenido permanente y determinar lo que ya no es relevante para tu empresa. Una auditoría de contenidos puede ayudarte a identificar los puntos fuertes, los puntos débiles y las oportunidades de tu estrategia de contenido, para que puedas optimizar tus páginas web.

Auditar el contenido de tu sitio web te permite hacerte una mejor idea de qué páginas funcionan mejor y cuáles necesitan mejoras.

Ventajas de las auditorías de contenido

Tanto si deseas rediseñar tu sitio web como si quieres simplemente mejorar el contenido de tu sitio web, es necesaria una auditoría exhaustiva del contenido.

Es importante eliminar cualquier contenido de tu sitio web que ya no sea útil, ya que intentar migrar contenido que no tenga ningún propósito será una pérdida de tiempo y dinero. Los proyectos de diseño de sitios web son complicados, y una purga eficaz de contenido obsoleto ayudará a facilitar el proceso.

La ejecución de las auditorías de contenido tiene muchas ventajas, además de mejorar tu contenido, como:

  • Mejorar el rendimiento de SEO: Las auditorías de contenido pueden mejorar el rendimiento SEO de tu sitio web y su clasificación en las búsquedas, ayudándote a identificar las áreas de tu sitio que no están optimizadas para los motores de búsqueda. Esto puede incluir páginas con contenido duplicado, metadescripciones que faltan, número de palabras reducido y contenido de baja calidad.
  • Aumentar la facilidad de uso: Una auditoría de marketing puede mejorar la usabilidad de tu sitio web ya que simplifica la navegación, arregla enlaces rotos, elimina contenido obsoleto y aumenta la velocidad de la página. Tu sitio se volverá más organizado y tendrás que eliminar todo lo que ya no necesites para despejar espacio.
  • Identifica las carencias de contenido: Una auditoría de contenidos puede ayudar a identificar temas o canales que faltan en la estrategia de contenido de un sitio web, y proporcionar información para crear un mejor contenido para el público objetivo.
  • Mejorar la distribución de contenido: Una auditoría de contenidos puede ayudar a identificar qué canales son los mejores para distribuir contenido, de modo que puedas crear una estrategia de distribución de contenido más eficaz para llegar a tu público objetivo. También puedes ver la conectividad entre las páginas y cuáles dirigen más tráfico a tu sitio web.
  • Analizar enlaces internos: Una auditoría de contenidos puede ayudarte a analizar tus enlaces internos para identificar la profundidad de rastreo, los enlaces de entrada, los enlaces de salida y mucho más. Esto puede mejorar la estructura del sitio web y la optimización de los motores de búsqueda.
  • Mejorar el contenido de tus redes sociales: Una auditoría de contenidos también debe formar parte de tu plan de marketing en redes sociales para ayudarte a conocer mejor a tu público objetivo y sus necesidades, de modo que puedas crear contenido en redes sociales con el que se sientan relacionados.

Cómo ejecutar una auditoría de contenidos

La realización de una auditoría completa de contenidos empieza por determinar tus objetivos. Tendrás que identificar cuáles son tus activos de contenido y qué quieres mejorar. Establece los parámetros de tu estrategia de auditoría y determina qué análisis deseas estudiar con más detalle.

Ten tus objetivos en mente en todo momento al realizar la auditoría de contenidos. Supervisa tu progreso durante la auditoría y busca pasos prácticos que se puedan medir.

También puedes utilizar una hoja de cálculo de auditoría de contenidos para realizar un seguimiento de este y asegurarte de que todo está optimizado y actualizado. Puedes encontrar plantillas de auditoría de contenidos en Internet como ayuda, pero principalmente la realización de una auditoría de contenidos implica los siguientes pasos:

Determinar tus objetivos

Los objetivos de tu auditoría de contenidos deben ser claros para que esta tenga éxito.

Determina qué estás intentando medir y qué parámetros deseas establecer. Tanto si deseas analizar tus páginas de mayor rendimiento, como mejorar tus páginas de destino o averiguar por qué no estás recibiendo conversiones, establece tus objetivos lo primero.

Piensa qué quieres conseguir de tu auditoría y busca formas de identificar dónde es eficaz tu contenido y dónde está funcionando de forma insuficiente.

Identificar todos los activos de contenido

Una vez que hayas descubierto tus metas y definido los objetivos, tendrás que identificar cada parte del contenido de tu sitio web para poder realizar una auditoría de marketing de contenido. Analiza las metaetiquetas, las descripciones, los vídeos, el audio y las imágenes.

Todos tus activos deben estar catalogados para que puedas determinar el valor de cada pieza. Es posible que necesites pequeños cambios o que puedas eliminar páginas enteras por completo.

Pero primero, debes averiguar lo que tienes para realizar los cambios relevantes, así que asegúrate de identificar todos tus activos de contenido desde el principio en el proceso de auditoría de contenidos.

Organizar tus contactos

La organización es esencial para la optimización del contenido y el uso del sitio web. Puede llevar tiempo decidir qué categorías debes usar para tu contenido. Tendrás que analizar cada parte del contenido y empezar por las categorías amplias al principio.

A medida que avances en el análisis de qué es valioso y qué no, organiza el contenido en subcategorías. Conoce lo que ya tienes en tu sitio y deshazte del contenido que ya no te sirve.

Analizar los resultados

El análisis de los resultados de una auditoría de contenidos de SEO va a llevar tiempo. Comprueba qué páginas tienen éxito y cuáles no tienen ningún impacto en los clientes.

Es posible que te sorprenda ver que ciertas páginas no ganan fuerza y ya no ofrecen valor a tus clientes.

Una vez que hayas realizado el análisis, comprenderás mejor qué contenido está ayudando a tus clientes y qué no te sirve para los objetivos de tu empresa.

Crear un plan de acción

Tu plan de acción debe ser específico, orientado a objetivos y medible.

Una vez finalizado el análisis, tendrás que crear estrategias de prueba para modificar fragmentos de contenido. Se pueden realizar sencillas pruebas A/B simples en las páginas, o puedes reescribir el contenido que no está cumpliendo con las expectativas.

Este paso llega al final de la auditoría. Piensa en el contenido que deseas cambiar. Tal vez necesites volver a escribir una entrada de blog o mejorar tu SEO en la página. Ya has averiguado lo que hay que cambiar, ahora es el momento de hacerlo.

Tu plan de acción es la forma en la que vas a optimizar el contenido e impulsar la conversión de los clientes a través de la planificación estratégica, el marketing y la comunicación.

Supervisar y medir el progreso

Una vez completada la auditoría de marketing de contenido, es el momento de supervisar y medir tu progreso. Esto se hace con el tiempo y es un proceso continuo.

Establece tus objetivos e identifica formas de medirlos. Si estás intentando aumentar el tráfico web o las conversiones, comprueba periódicamente si tu contenido está produciendo estos cambios.

Mantente al tanto del funcionamiento de los cambios que realizas en tu contenido y encuentra formas de modificarlo según sea necesario para una mayor optimización.

Lleva tu estrategia de contenido al siguiente nivel realizando una auditoría de contenidos

Una auditoría de contenidos es un componente necesario de cualquier estrategia de contenido. Pero para llevar a cabo una auditoría eficaz de contenidos, necesitas las herramientas adecuadas, a las que puedes acceder con Mailchimp. Mailchimp ofrece diversas herramientas de marketing que pueden mejorar tu proceso de marketing y ayudarte a gestionar un inventario completo de tu sitio web.

Con Mailchimp, puedes asegurarte de que el contenido de tu sitio web está optimizado correctamente de modo que te permita alcanzar los objetivos de tu empresa. Mailchimp puede ayudarte a mantenerte al tanto del contenido que produces para asegurarte de que estás haciendo todo lo posible para crear contenido dinámico que aumente las conversiones de clientes.

Comparte este artículo